Blogia
quienes somos

la meditación, importante estar con uno mismo

la meditación, importante estar con uno mismo

 

    Aquí os dejo un pequeño pasaje del libro COMO MEDITAR: GUIA PARA EL DESCUBRIMIENTO DE SI MISMO de LESHAN, LAWRENCE EDITORIAL KAIROS, S.A. Tuve que leerlo para el curso de Yoga y la verdad es que es el más accesible si te interesa la meditación ¿POR QUÉ MEDITAMOS? Meditamos para encontrar, para recuperar, para retornar a algo que alguna vez vaga e inconscientemente poseímos, pero que hemos perdido y no sabemos ya ni qué era ni cuándo o dónde lo perdimos. Podemos definirlo como el acceso a un nivel superior de nuestro potencial humano o como el hecho de estar más unidos a nosotros mismos y a la realidad; también podríamos decir que es el incremento de nuestra capacidad de amor, ánimo y entusiasmos, o el conocimiento de que somos una parte del universo y de que nunca podemos estar enajenados o separados de él.

No es la invención de un hombre o de una escuela en particular. Todos están basados en las mismas ideas y principios, ya hayan sido desarrollados tempranamente en la India, entre los siglos V y XII en los desiertos de Siria y Jordania, en el siglo X en Japón, en los monasterios medievales europeos, en los siglos XVIII y XIX en Polonia y Rusia, o en otras épocas y lugares.

Uno de los motivos de que las escuelas para la práctica de la meditación tengan un tan elevado número de fracasos entre sus alumnos, es que la mayor pate de las escuelas tienden a pensar que hay un solo método correcto par meditar aplicable a todos y que, por curiosa coincidencia, resulta ser precisamente el que ellos utilizan.

Las técnicas de meditación fueron originales desarrolladas por individuos habitualmente llamados “místicos” y por ciertas escuelas o tradiciones en las que los discípulos estudiaban y practicaban estas técnicas de forma conjunta.

Si examinamos el más amplio conjunto de los místicos, veremos que sus dos características principales son un alto nivel de eficacia en las acciones que realizan y la serenidad, la buena relación con sus semejantes, el entusiasmo, la paz y la alegría que llena sus vidas.

El camino de la meditación no es fácil. La primera sorpresa surge cuando tomamos conciencia de hasta qué punto es indisciplinada nuestra mente, negándose a cumplir las órdenes de la voluntad. Nos encontraremos pensando en todo tipo de cosas en lugar de dedicarnos a la sencilla actividad a la que habíamos decidido limitar nuestros pensamientos.

Cuando comenzamos a entrenar con las pesas no tenemos en mente la idea de que nuestro cuerpo va a permanecer inalterado hasta el momento 4en que , de repente, nuestros músculos estallen, nuestra barriga desaparezca y nos convirtamos en Tarzán o en un Raquel Welch. Confiamos, más bien, en un largo, lento y, por lo general, imperceptible proceso de cambio en la dirección que deseamos. Lo mismo ocurre con la meditación.

LOS EFECTOS PSICOLÓGICOS DE LA MEDITACIÓN

Los dos efectos psicológicos más importantes producidos por la meditación son, el acceso a otra forma de percibir y de relacionarse con la realidad, por una parte, y un mayor entusiasmos y eficacia en la vida diaria, por otra. Estos son, entonces, los dos fines inseparables de la meditación y del caminos místico: la consecución de una segunda forma de comprender la realidad y el incremento de la serenidad y la capacidad de vivir con plenitud.

El conocimiento de nuestras diferencias y de nuestra separación es clarificado y reforzado por el conocimiento simultáneo de nuestra unidad, de que cada uno es una parte de todos los demás.

LOS EFECTOS FISIOLÓGICOS DE LA MEDITACIÓN

Esencialmente, la meditación parece producir un estado fisiológico de profunda relajación unido a un estado mental plenamente despierto y particularmente alerta. Hay tendencia a un ritmo metabólico más bajo y a una disminución en los ritmos cardíaco y respiratorio. El patrón de la respuesta fisiológica en la meditación es diferente del obtenido en relación con el sueño o la hipnosis.

Elemento esencial en la respuesta fisiológica suscitada por la meditación es la reducción del ritmo metabólico, así como la reducción de la utilización del oxígeno y de la producción de dióxido de carbono.

Es también típico de la mediación el descenso en el número de latidos del corazón y la disminución del ritmo y el volumen de la respiración.

La concentración de lactato en la sangre disminuye bruscamente durante la meditación. El nivel de lactato en la sangre está relacionado con la ansiedad y la tensión.

En la meditación, la resistencia de la piel aumenta hasta llegar, en ocasiones, a un incremente de un cuatrocientos por cien. Hay también una tendencia a la modificación en el funcionamiento de las ondas cerebrales. Lo más habitual es que el carácter de esta modificación venga determinado por un incremento de las lentas ondas alfa.

Hay muchos tipos de meditaciones, las iré comentando.


¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres